Ayudante indispensable

El ayudante indispensable es un clavo y  una cuerda, “aunque usted no lo crea”.
Como casi siempre lo más sencillo es la solución más efectiva.

Vemos como funciona

Usted hace una pequeña marca con una tiza de color donde comienza de la linea horizontal (o vertical). Luega se situa en el otro extremo (por supuesto más de un metro y medio que es lo  máximo que alcanzan sus brazos abiertos) y la marca a igual altura el otro extremo (debe tomar en cuenta algún punto fijo horizontal).
Coloca el clavo y luego estira (tensa) la cuerda a medida que nos alejamos hasta encontrar la otra marca que coincide con la del clavo.

Apoyamos la cuerda y cuando estamos seguros de la alineación procedemos con la otra mano a estirar y soltar la cuerda bruscamente el golpe de la cuerda impregnada en tiza dejará una marca impecable, fina y exacta encima del soporte a pintar.
Fácil de quitar cuando terminemos de pintar es la marca ideal.

Colocaremos un pequeño video o secuencia fotográfica del tema. Pero es muy fácil.

Si usted decide comenzar a pintar letras, no pasará un día en que no agradezca este invento tan fácil útil y barato.

Detalle > la cuerda debe ser del tipo que usan los albañiles, constructores. Es igual a la que vienen en las plomadas.

Un detalle:
Donde hay terrenos y/o pisos desparejos y no existen puntos de referencia para tirarla horizontal deberá usar una herrramienta de nivel como las que usan los albañiles / constructores.